martes, 19 de abril de 2011

MEDIR EL PULSO

Como pulso se identifica al número de latidos del corazón, y su medición puede proporcionar información importante acerca de la salud de una persona. Llevarla a cabo es la manera más sencilla de identificar alguna variación en el ritmo cardiaco que puede ser motivo de consulta al médico; por ejemplo, el pulso rápido puede ser signo de infección o deshidratación. En situaciones de emergencia, la frecuencia cardiaca puede ayudar a determinar si el corazón está bombeando o no, y a partir de ello emprender acciones al respecto.


La medición del ritmo cardíaco tiene además otros usos, por ejemplo, si se lleva a cabo durante una sesión de ejercicio (o inmediatamente después) proporciona información sobre el estado atlético y de salud de la persona.

Qué Hacer

El pulso se mide en áreas por las que pasa cerca una arteria (conducto que lleva sangre del corazón a todos los órganos), y se le identificará por el nombre que de ésta se tome, pudiendo ser:

  • En cuello (carotideo).
  • En dorso del pie (pedio).
  • En ingle (femoral).
  • En muñeca (radial).
  • En sien (temporal).
  • En tetilla izquierda de bebes (pulso apical).
  • Parte interna del brazo (humeral).
  • Parte interna del pliegue del codo (cubital).
Lo más usual es medirlo en la muñeca, para lo cual se colocan los dedos índice y medio sobre la parte anterior de la misma y en la opuesta el pulgar, de manera que se oprima firmemente (sin apretar) con los tres dedos hasta que se sienta el pulso. Otros sitio habitual es el cuello, para lo cual se colocan los dedos índice y medio al lado de la manzana de Adán, los cuales presionarán hasta localizar el pulso; en ocasiones, como apoyo, se ubica el pulgar en la parte posterior del cuello.

Es muy importante tener en cuenta que si se va a determinar la frecuencia cardiaca en reposo, el paciente debe haber descansado por lo menos 10 minutos; ahora bien, deportistas o quienes efectúan ejercicio periódicamente acostumbran realizar la medición mientras están llevan a cabo tal actividad.

Una vez encontrado el ritmo cardiaco, se cuentan los latidos durante un minuto completo, o durante 30 segundos y el resultado se multiplica por dos; la cifra obtenida debe cotejarse con los siguientes valores normales en latidos por minuto en reposo:
Bebés 0 a 11 meses
de 100 a 160
Niños de 1 a 6 años
de 65 a 140
Niños de 7 a 10 años
de 70 a 110
Niños de 11 años y adultos
de 60 a 100
Adultos mayores a 60 años
60 o menos
Atletas a cualquier edad en actividad física: de 40 a 60 latidos por minuto; algunos entrenadores deportivos sugieren hacer la medición un minuto después de realizar ejercicio.


Cabe destacar que de acuerdo a los especialistas en la salud del corazón (cardiólogos) la cifra máxima de pulsaciones cardíacas por minuto que soporta un corazón sano es aproximadamente 220.


No está por demás recordar que el llamado nodo senoauricular se encarga de mantener al corazón latiendo a un nivel adecuado; se localiza en la cavidad superior derecha (aurícula) del mencionado órgano y está provisto de células productoras de impulsos eléctricos, los cuales se desplazan a las cavidades inferiores (ventrículos) y producen contracciones en el músculo cardiaco, permitiendo que la sangre sea bombeada a todo el organismo para proporcionarle oxígeno.

Esta estructura es susceptible de anomalías, las cuales generalmente se originan debido a que las corrientes eléctricas producidas no son conducidas a los ventrículos, en consecuencia, la sangre no es bombeada en forma eficaz. Cuando esos impulsos se tornan irregulares o muy lentos —menos de 60 latidos por minuto—, quiere decir que el paciente experimenta bradicardia, sin que ello signifique problema a la salud, a menos que se trate de registro constante en cualquier persona menor a 60 años, o que haya mareos y/o desmayos repentinos.


Por su parte, cuando la frecuencia cardiaca en reposo supera los 120 latidos por minuto el paciente sufre taquicardia, y como consecuencia el cuerpo tampoco recibe suficiente oxígeno y nutrientes para funcionar correctamente; una persona con este problema puede experimentar mareos, confusión, manchas oscuras temporales en el campo visual y desvanecimientos.


Ahora bien, cuando médicamente se reconoce que el nodo senoauricular es el causante del irregular ritmo cardiaco, el afectado cuenta con la opción de utilizar un marcapasos (también como bypass), aparato que imita al ritmo cardiaco normal, ya que está formado por un generador del pulso o placa metálica (que se implanta en el pecho debajo de la clavícula), contiene una batería y circuitos eléctricos encargados de regular el ritmo de los impulsos que serán enviados al corazón a través de alambres flexibles, los cuales se introducen a través de una vena grande hasta el mencionado órgano.


Evite
  • Palpar el ritmo cardiaco empleando únicamente el pulgar, ya que el pulso de este dedo es más perceptible y puede confundirse con el del sitio elegido.
  • Ejercer presión excesiva con los dedos, pues el pulso no se percibirá adecuadamente.
  • Tomar el pulso cardiaco si se está bajo al influencia de alguna sustancia tóxica (alcohol o drogas), o si no se ha tenido descanso oportuno.
Recuerde
  • Utilizar reloj con segundero para no fallar en el conteo de latidos en un minuto.
  • Llevar un registro de las cifras obtenidas para verificar cambios.
  • Si usted utiliza marcapasos, no olvide traer consigo un documento que especifique tipo, marca, modelo, fabricante, fecha en que se lo implantaron, nombre del especialista que realizó la intervención, así como el teléfono y dirección del hospital donde lleva seguimiento médico.
Cuándo Acudir al M édico
  • Si las mediciones del pulso habitualmente rebasan o son menores a los estándares de normalidad.
  • Si el pulso es muy fuerte (saltón) y se mantiene así durante varios minutos.
  • Si hay mareos, manchas oscuras en la visión o desmayos.
  • Si se usa marcapasos, no debe fallarse a las revisiones periódicas con el médico que lo implantó.
Consulte a su médico siempre que tenga una duda sobre su salud

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Hola agradeceremos mucho sus comentarios